El modelo exportador que va por las siete cifras
  • El modelo exportador que va por las siete cifras

  • En le mundo pronostican que, de continuar las actuales reglas de juego, Argentina podría vender antes de 2030 un millón de toneladas anuales de carne bovina.

  • La carne vacuna argentina transita un año paradójico. Mientras el consumo interno está en uno de los registros más bajos de la historia –poco más de 50 kilos por habitante por año–, las exportaciones de carne vacuna están cerca de lograr el mayor volumen de los últimos 60 años.<br><br>Sin necesidad de irnos tan lejos en el tiempo, el ritmo actual de embarques mensuales es 3,5 veces superior al que se registraba en 2015.<br><br>Como parte de esta tendencia creciente, esta semana el servicio sanitario chino autorizó a tres nuevos frigoríficos cordobeses para que exporten carne vacuna y de cerdo a su mercado.<br><br>Antes de fin de año, la industria confía en poder hacer el primer embarque porcino y seguir creciendo en cortes bovinos enfriados y congelados.<br><br>Hay que retrotraerse a más de 10 años para ver en la industria frigorífica de la provincia un nivel de comercio exterior tan activo como el actual.<br><br>Fuente: http://agrovoz.lavoz.com.ar/ganaderia/modelo-exportador-que-va-por-siete-cifras<br><br>Con esta cadencia, los embarques de carne vacuna podrían cerrar el año cerca de las 800 mil toneladas, lo que ubica a la Argentina como el país del mundo dentro del top ten que más creció en exportaciones en el último año: más de 14 por ciento.<br><br>La expansión exportadora que se viene consolidando desde hace cuatro años tiene en el nivel de existencias bovinas un número que da sustentabilidad al modelo.<br><br>Al 31 de marzo de 2019, el stock vacuno era de 53.946 millones de cabezas, casi la misma cifra que se verificara 12 meses atrás y que reveló un aumento en la cantidad de novillitos, terneros y terneras, compensado por bajas en vaquillonas, vacas y novillos.<br><br>“Es muy probable que el año viene haya una leve disminución del stock o este permanezca igual”, adelantó a Agrovoz Federico Santángelo, socio de la consultora especializada Agroideas.<br><br>Precisamente, la consultora que dirigen Santángelo y Fernando Gil siempre consideró que la demanda argentina absorbe la totalidad de la carne faenada y que ajusta por precio. Sin embargo, el mes pasado se comenzó a observar un efecto que hasta ahora no había ocurrido.<br><br>A pesar de tener un récord de cabezas faenadas durante el mes con 1,3 millones de cabezas, un valor que no se observaba desde 2009, los precios de la hacienda subieron, según observó Santángelo.<br><br>“Esta suba de precios a pesar de la gran oferta de hacienda, con una demanda interna deprimida por la crisis económica, nos marca que la exportación ha comenzado a demandar con firme interés animales que anteriormente se destinaban al mercado interno”, precisa el último informe de la consultora.<br><br>¿Efecto derrame?<br><br>Los novillitos y las vaquillonas pesadas comenzaron a ser parte de las tropas de faena para el abastecimiento a China.<br><br>Esta situación, que hizo que las categorías subieran el mes pasado hasta 20 por ciento su valor, sumada a la incorporación de más frigoríficos al circuito exportador, podría hacer que el productor comience a recibir parte del poder de compra que hoy tiene la industria.<br><br>Si bien falta por develar cuál será la política que el próximo gobierno aplicará sobre la cadena de ganados y carne, en el mundo nos auguran un futuro promisorio.<br><br>Es que la continuidad de este modelo exportador colocaría a la Argentina como abastecedor de un millón de toneladas de carne vacuna anuales antes de 2030.

  • 2019-11-19

En Australia y Estados Unidos, el “feedlotero” pierde plata
  • En Australia y Estados Unidos, el “feedlotero” pierde plata

  • Deducidos todos los gastos, un "feedlot" australiano pierde 39 dólares por cabeza. En Estados Unidos, el rojo es de 25 dólares.

  • n los primeros siete meses del año ganadero iniciado el pasado 1° de abril, la faena vacuna crece un cinco por ciento respecto al mismo período del año pasado, con una tasa de extracción (faena en relación al stock) que se ubicaría –de continuar esta tendencia– en el orden del 26,1 por ciento. Es decir, por encima de la tasa de extracción de equilibrio.<br><br>En el lapso mencionado, se han sacrificado 13,6 por ciento más de hembras y dos por ciento menos de machos.<br><br>Durante el año ganadero 2018/2019, terminado en marzo último, con una faena de 13,3 millones de cabezas y una tasa de extracción del 24,6 por ciento, el stock se mantuvo prácticamente inalterado.<br><br>A priori, esto permitiría sostener que esa extracción sería la de equilibrio, o sea aquella tasa con la cual el stock ganadero no cae ni se incrementa.<br><br>En la Argentina, de forma paradójica, están conviviendo una liquidación moderada de vacas y vaquillonas con una retención para recría de terneros, terneras, novillitos y novillos.<br><br>En cuanto a la cantidad de terneros destetados, que a marzo último fueron 14,8 millones, el próximo otoño la cifra se mantendría en un nivel similar: el último servicio (primavera/verano 2018/2019) habría sido el más exitoso en muchos años.<br><br>La camada actual de terneros, hoy al pie de la madre, podría ser la más numerosa de la historia. Sin embargo, la generación de ejemplares que se destetará en el 2021, probablemente caerá, por varios factores. Se combinarán un menor stock de vacas y vaquillonas expuestas a servicio este año, el peor estado de los vientres al inicio de la actual temporada, y la elevada faena de hembras preñadas que se viene registrando en lo que va del año.<br><br>Así las cosas, la oferta del 2020 –si no cambia la tendencia actual del ciclo ganadero– sería tanto o más abundante que la de este año, al sumarse a un aumento genuino en la producción (más terneros) el volumen de hembras que se está liquidando. En el 2021, esta gran oferta empezaría a revertirse, especialmente en el segundo semestre, por los efectos de un menor destete.<br><br>“Feedlots”<br><br>En Australia, en la operación de engorde del tipo short-Fed (entre 100 y 105 días), el novillito entra a los corrales, tras una extensa recría a pasto, con 450 kilos vivos, valuados en 2,13 dólares americanos por kilo, lo que da un valor de entrada a los corrales del orden de los 958 dólares.<br><br>La ración tiene un valor de 316 dólares por tonelada, se considera una ganancia de dos kilos por día, y el costo por kilo ganado en el feedlot se estima en 2,35 dólares. En total, el costo del ciclo de engorde es de unos 500 dólares por cabeza, lo que agregado al valor de entrada del novillo a los corrales, totaliza los 1.458 dólares por animal.<br><br>La ganancia en un ciclo de 105 días se estima en 210 kilos, terminándose el novillo con un peso de 350 kilos peso carcasa, que se paga a razón de 4,20 dólares por kilo en gancho.<br><br>Cuando se descuentan los fletes a frigorífico, los impuestos, implantes, gastos veterinarios y otros gastos de comercialización, la operación deja una pérdida de 39 dólares por cabeza, según cálculos de la consultora Steiner.<br><br>En el caso de Estados Unidos, el novillito (stocker) recriado entra a los corrales con unos 350 kilos promedio, y se cotiza a 3,26 dólares por kilo vivo, lo que da un costo de entrada de 1.148 dólares por cabeza.<br><br>En los corrales, con un costo por kilo ganado del orden de 1,60 dólares, una ganancia de 285 kilos (1,64 kilos diarios) en el ciclo (174 días), un peso de venta de 635 kilos vivos brutos, y con un precio por kilo carcasa de 4,28 dólares, el resultado final de la operación de engorde, deducidos otros gastos, es de una pérdida de 25 dólares por novillo, según la consultora Sterling Marketing.<br><br>Fuente: http://agrovoz.lavoz.com.ar/ganaderia/en-australia-y-en-estados-unidos-feedlotero-pierde-plata

  • 2019-11-19

91 plantas argentinas ya pueden exportar carne a China
  • 91 plantas argentinas ya pueden exportar carne a China

  • La Argentina logró que China apruebe otras 19 plantas frigoríficas para la exportación de carnes a ese mercado. En total, ya son 91 las plantas autorizadas para vender a ese mercado.

  • En 2015, la Argentina tenía 37 plantas habilitadas para China. En los dos últimos años del Gobierno de Mauricio Macri se aprobaron 54 y el total subió a 91 establecimientos entre carne bovina, aviar, ovina y porcina.<br><br>Según informó el Ministerio de Agricultura de la Nación que conduce Luis Miguel Etchevehere, entre las 19 plantas nuevas hay 5 de carne vacuna, 1 aviar, 8 porcinas, 1 ovina y 4 dadores de frío.<br><br>De acuerdo al último informe del Ipcva, en los primeros nueve meses del año China fue el principal destino en volumen de la carne vacuna argentina exportada. Se vendieron al gigante asiático 278.234 toneladas peso producto.<br><br>China es el destino del 73% de las exportaciones argentinas de este producto y se espera que al finalizar 2019 haya adquirido 400.000 toneladas. La Argentina será así el primer proveedor de ese mercado.<br><br>En carne vacuna, las cinco plantas aprobadas son Frigorífico General Pico, Top Meat SA, Frigorífico Maneca, Vare SA y Patagonia Meat. En aviar se encuentra Faenar SRL..<br><br>En carne porcina, mercado que se reabrió este año, están La Piamontesa de Averaldo Giacosa y Cía. SA Porcina, Amancay, Deltacar, Tutto Porky's SRL Porcina, Supermercados Toledo, Cagnoli, Frigorífico Qualita SA y Carnes Porcinas Seleccionadas SA. Para carne ovina fue habilitado el Frigorífico Montecarlo SA.<br><br>En cuanto a los dadores de frío están Frigorífico Azul, Cina SRL, Dodero Compañía General de Servicios y Granja SRL..<br><br>"La verdad estamos emocionados, contentos. Son más de 7000 argentinos (en los frigoríficos) los que tienen un mejor trabajo a partir del trabajo en equipo del Senasa, el Ministerio (por Agricultura) y de todos porque es el mercado más grande que está tirando. Casi el 80% de las exportaciones van allá", señaló Ricardo Negri, presidente del Senasa. El funcionario señaló que estas nuevas aprobaciones tienen un fuerte impacto regional, ya que, además de haber ocho plantas para cerdo (ya había tres con permiso para vender) se autorizó la primera de carne ovina de la Patagonia.<br><br>El fuerte interés por la carne vacuna de parte de China se vio reflejado en la última China International Import Expo ( CIIE) en Shanghái. Allí, la semana pasada, los precios para los seis cortes bovinos del cuarto delantero se negociaron a US$7200 la tonelada (congelada y sin hueso), el full set (23 cortes) a US$7100 y el shink/shank (garrón y brazuelo) a US$7500.<br><br>Los valores resultaron interesantes, dado que en la actualidad la cuota Hilton a Europa (cortes de alto valor, a pasto, enfriados) se desplomó por debajo de los US$9000.<br><br>Otros de los valores que se negociaron en la feria son trimming 80/20 para industria a US$5500 dólares, peceto a US$8800 y rueda a US$8200, todo congelado y sin hueso. En tanto el espinazo se negoció a US$3000.<br><br>Fuente: https://www.lanacion.com.ar/economia/campo/carnes-china-aprobo-exportacion-otras-19-plantas-nid2305711

  • 2019-11-14